REGLAS BÁSICAS PARA SER AMIGOS CON DERECHOS


La relación ideal de amigos con derechos te permitirá divertirte y relacionarte con alguien cuando los dos estén de humor, sin involucrarse emocionalmente. Aunque puede ser muy difícil navegar en el territorio entre la amistad y el noviazgo, si sigues unas cuantas reglas básicas, podrás tener una relación sin condiciones de la que nadie saldrá herido. Si quieres saber cómo empezarla, relájate y sigue estos pasos.


1. Escoge a alguien que esté disponible. Esto significa "disponible" en todos los sentidos de la palabra (la definición más obvia es soltero). Esta persona deberá sentirse divertida, estable emocionalmente y dispuesta a todo, especialmente a tener relaciones pasajeras contigo.

2. Escoge a alguien que no se encariñe demasiado. Las relaciones de amigos con derechos normalmente terminan porque una persona empieza a enamorarse del otro. Así que, a menos que quieras tener algo más serio con la persona o que no te importe que la persona salga muy herida, debes evitar que sea alguien que se encariñe. ¿Cómo sabes quién se encariñará demasiado y quién no? Si la persona no tiene muchos amigos, intereses o muchas cosas que hacer, puede ser que no tenga nada mejor que hacer que pasar mucho tiempo contigo. Es conveniente que sea una persona activa con muchos intereses.

3. Escoge a alguien que ya te guste. Palabra clave: gustar no gustar mucho. Debe ser una persona que creas que es linda y que es divertido estar con ella.


4. Escoge a alguien fuera de tu círculo social o laboral. No tengas una relación de amigos con derechos con uno de los miembros del grupo de amigos que conoces desde que tenían cinco años porque esto causaría cierta incomodidad cuando termine la relación. Las típicas relaciones de amigos con derechos sólo duran unos cuantos meses, así que no escojas a alguien que sabes que tendrás que ver todo el tiempo.

5. Establece las reglas. No mientas, ve con la verdad desde un principio. Todas las relaciones de este tipo son diferentes. Algunos amigos con derechos se conocen tan bien como para establecer algunas reglas básicas antes de empezar la relación, pero puede sentirse un poco incómodo y antinatural, por lo que es posible que quieras esperar hasta después del primer beso o de reunirse por primera vez. Lo ideal es que hablen al respecto antes de tener relaciones sexuales, de modo que ambos estén de acuerdo y nadie salga herido.


6. Disfruta de un poco de sexo ardiente. Para eso son los amigos con derechos, ¿no es así? Diviértete teniendo relaciones pasajeras con tu "amigo", suéltate y trata de hacer las cosas que temías probar con tu antigua pareja.

7. No olvides salir con otras personas. Una relación sin condiciones significa que tienen la libertad de salir con otras personas. No olvides esta ventaja importante.


8. Debes saber cuándo decir adiós. Hay tres razones principales que hacen que se termine una relación de amigos con derechos: una persona se encariña demasiado, una persona encuentra a otra persona con quien quiere tener una relación seria, o las dos personas simplemente se aburren y quieren seguir su propio camino. Si te encariñaste puedes tratar de seguir adelante, las relaciones son así.